domingo, 22 de diciembre de 2013

Orígenes.



El sueño está acabando
la noche pasa rauda
una mano rasguña mi pecho
un manto cristalino imperceptible
nos podemos amar sin sabanas
mientras los cuerpos sean caleidoscopios.

Algunas noches preferiría ser alguien más
un ente escaso de sueños
un ojo que ve sepia
una hoja que corrige el viento.

Me dejo caer en la cama sin armas
nada crece por intensión divina
mis alas atadas a tu corazón
en tu vientre residen magnolias
y sus pétalos se propagan.


2 comentarios:

Anónimo dijo...

HERMOSO LO QUE ESCRIBISTE TE FELICITO DANILO MUCHOS EXITOS VAMOS X MASSS SALUDOS

Revista la Mancha dijo...

Paso a leerte según tu invitación. Me gusta lo que leo. Saludos Danilo; un gusto.